sábado, 31 de octubre de 2015

El trabajo de la psicología en el deporte

No se trata de tratamiento sino de entrenamiento

Psicología deportiva
Pablo del Río es psicólogo del CAR (Centro de Alto Rendimiento de Madrid). La oficina, que depende del Consejo Superior de Deportes (CSD), sigue a unos 60 atletas. Considera que el gran problema de la psicología es que, hasta hace no mucho, la gente entendía la psicología del deporte como algo patológico, es decir, el que va al psicólogo es el que tiene una deficiencia, un problema. Y no”. El objetivo es ver la asistencia psicológica deportiva como un entrenamiento más del profesional.
El proceso implica reuniones con el deportista y el entrenador. También una especie de diario de ruta. Del Río entrega a los atletas unas hojas ­­—el tipo de variables cambia en función de lo cerca o lejos que está la competición— de autoevaluación del entrenamiento. En una escala de 0 a 10 el atleta valora el antes (estado de ánimo, sensaciones físicas, motivación, autoconfianza), el durante (relación con el entrenador, autoconfianza, concentración, motivación, nivel de activación, diversión-placer, entrega-esfuerzo, sensaciones negativas, cumplimiento de objetivos) y el después (fatiga, pensamientos positivos, negativos, valoración general del entrenamiento).

[Ver noticia]

Fuente: elpais.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario